LITERATURA FINISECULAR

 

SIGLO XIX

  • Primera mitad del siglo: ROMANTICISMO
  • Segunda mitad del siglo: REALISMO Y NATURALISMO
  • EDAD DE ORO DE LA LITERATURA NORTEAMERICANA

LITERATURA FINISECULAR

(finales S.XIX, PRINCIPIOS DEL XX)

* Literatura finisecular.- Se caracteriza sobre todo por cuestionar los valores de la sociedad burguesa. Envueltos en un aura de decadentismo, hacen gala un marcado esteticismo (“el arte por el arte”)  y son también herederos del Romanticismo en la afirmación del irracionalismo, el sentimiento de hastío (“spleen”), el deseo de evasión y el gusto por el esoterismo.

LOS POETAS  MALDITOS

 

 

    

 Charles Baudelaire (1834-1867)

Les fleurs du mal

La destrucción

A mi lado sin tregua el Demonio se agita;
En torno de mi flota como un aire impalpable;
Lo trago y noto cómo abrasa mis pulmones
De un deseo llenándolos culpable e infinito.

Toma, a veces, pues sabe de mi amor por el Arte,
De la más seductora mujer las apariencias,
y acudiendo a especiosos pretextos de adulón
Mis labios acostumbra a filtros depravados.

Lejos de la mirada de Dios así me lleva,
Jadeante y deshecho por la fatiga, al centro
De las hondas y solas planicies del Hastío,

Y arroja ante mis ojos, de confusión repletos,
Vestiduras manchadas y entreabiertas heridas,
¡Y el sangriento aparato que en la Destrucción vive!

Arthur Rimbaud (1854-1891)

Paul Verlaine (1844-1896)

Konstantin Kavafis

(Alejandría, 1863-1933)

 

 

 

ÍTACA

Cuando emprendas tu viaje a Ítaca 
pide que el camino sea largo, 
lleno de aventuras, lleno de experiencias. 
No temas a los lestrigones ni a los cíclopes
ni al colérico Poseidón, 
seres tales jamás hallarás en tu camino, 
si tu pensar es elevado, si selecta 
es la emoción que toca tu espíritu y tu cuerpo. 
Ni a los lestrigones ni a los cíclopes 
ni al salvaje Poseidón encontrarás, 
si no los llevas dentro de tu alma, 
si no los yergue tu alma ante ti.

Pide que el camino sea largo. 
Que muchas sean las mañanas de verano 
en que llegues -¡con qué placer y alegría!- 
a puertos nunca vistos antes. 
Detente en los emporios de Fenicia 
y hazte con hermosas mercancías, 
nácar y coral, ámbar y ébano 
y toda suerte de perfumes sensuales, 
cuantos más abundantes perfumes sensuales puedas. 
Ve a muchas ciudades egipcias 
a aprender, a aprender de sus sabios.

Ten siempre a Ítaca en tu mente. 
Llegar allí es tu destino. 
Mas no apresures nunca el viaje. 
Mejor que dure muchos años 
y atracar, viejo ya, en la isla, 
enriquecido de cuanto ganaste en el camino 
sin aguantar a que Ítaca te enriquezca.

Ítaca te brindó tan hermoso viaje. 
Sin ella no habrías emprendido el camino. 
Pero no tiene ya nada que darte.

Aunque la halles pobre, Ítaca no te ha engañado. 
Así, sabio como te has vuelto, con tanta experiencia, 
entenderás ya qué significan las Ítacas.

 

“ÍTACA”: El viaje como metáfora de la vida. Gusto por la antigüedad clásica.

1.- Resumen. 2.- Breve comentario de los aspectos más relevantes: el significado metafórico de Ítaca, los personajes de La Odisea citados, las metáforas, su idea de la vida y la vejez

EL VIEJO

En una esquina del café sonoro de murmullos confusos
un anciano sentado se inclina sobre la mesa,
leyendo un periódico, sin compañía.

Y en el ocaso de su miserable senectud
piensa cuán poco gozó en los años
cuando tuvo la fuerza y el verbo y la belleza.

Sabe que está muy viejo, y lo siente, y lo ve.

Y, sin embargo, le parece que la juventud
fue ayer. ¡Corto intervalo, corto!

Y piensa en qué forma lo embaucó la prudencia,
cómo de ella se fió y qué locura
cuando la engañadora le decía: «Mañana.
Tienes todo tu tiempo».

Se acuerda de los impulsos que detuvo y cuántas
delicias sacrificó. Ocasiones perdidas
que burla ahora su prudencia insensata.

…A fuerza de rumiar pensamientos y recuerdos
el vértigo lo invade. Y se duerme
inclinado sobre la mesa del café.

“EL VIEJO”.- “Tempus fugit”. Lamento por las ocasiones perdidas, por no haber aprovechado la juventud, por no haber tomado el “carpe diem” como lema vital.

OTROS GÉNEROS: NARRACIÓN Y TEATRO

1200-92819113-oscar-wilde.jpg

Óscar Wilde representa el ingenio y el desafío a la sociedad desde un marcado esteticismo.

NARRADOR:  El ruiseñor y la rosa (cuento)

El príncipe feliz (cuento),

El gigante egoísta (cuento).

Narración breve: El fantasma de Canterville. 

Novela: El retrato de Dorian Gray.

TEATRO: La importancia de llamarse Ernesto.

CITAS CÉLEBRES (cuidado: https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2015-10-15/quien-dijo-que-las-7-citas-falsas-mas-famosas-de-la-historia_1058765/)

Novela de aventuras

Junto a la narrativa decadentista siguen publicándose y leyéndose novelas de aventuras:

 

Emilio Salgari: Los tigres de Mompracem o El Corsario Negro.

Julio Verne: La vuelta al mundo en 80 días.

Robert Louis Stevenson: La isla del tesoro.

Novela de ciencia ficción

hqdefault.jpg

Y también aparece la novela de ciencia ficción, iniciada por Julio Verne -con títulos como De la Tierra a la Luna o Veinte mil leguas de viaje submarino– y consolidada con obras las obras de  H. G. Wells: La guerra de los mundos, El hombre invisible y La máquina del tiempo.

 

 

 

 

 

Acerca de mariabango

Profesora de Lengua castellana y Literatura en el IES Isla de la Deva, en Piedrasblancas (Castrillón).
Esta entrada fue publicada en Literatura universal. Guarda el enlace permanente.